Our Mission: Food, Education, Medicine

Habilidades para la vida

Otras fuentes

NOTICIA DEL 4 de octubre del 2017

Victoria Molinos de Dussan

Nació en Bogotá y es la mayor de cuatro hermanos. Ha tenido la fortuna de vivir en varios países, aprendiendo sobre sus culturas y las nuevas formas de resolver sus problemáticas sociales. Ha dedicado 25 años de su vida a la fundación, donde han sido muchas las satisfacciones obtenidas, especialmente cuando ha podido ver cómo los niños se apersonan de sus procesos y empiezan a construir sus proyectos de vida.

Por lo general, los resultados de los procesos educativos se ven a largo plazo; sin embargo, Victoria ha visto con satisfacción, cómo, en un tiempo relativamente corto, algunos jóvenes han logrado conformar familias estables, con evidente responsabilidad y expresión afectiva, lo cual da cuenta de los resultados positivos. Han sido 25 años de dedicación y trabajo, sin que se pierda de vista que la fundación existe porque existen los niños.

Hace alrededor de 30 años que Victoria de Dussan regresó a Colombia, después de haber vivido en Brasil, y concluyó que ambos países eran muy parecidos con respecto a sus necesidades sociales. Viviendo en el exterior fue como evidenció la ausencia que había en Colombia, de organizaciones que trabajaran en la creación o mejora de las relaciones entre las comunidades y algunas de sus industrias. A raíz de esto, y con el apoyo de algunas de sus amigas, empezó a motivar y a acompañar a las empresas que había identificado, para que trabajaran con sus comunidades, en vez de ignorarlas o aislarlas como generalmente ocurría.

A principios de los 90’s, el concepto de responsabilidad social no era muy conocido, y, por tanto, pocas eran las empresas que lo tenían en cuenta. Esto, por supuesto, hacía más difícil venderles la idea de establecer una actitud responsable hacia las comunidades con las que tuvieran algún vínculo. Victoria se enfocaba también en que la comunidad objetivo de su proyecto no viera a la empresa en cuestión como enemiga, ni siquiera como donante.

Lo que Victoria esperaba era que todos se visualizaran como parte integral de una comunidad, con un gran potencial para lograr relaciones y desarrollos exitosos. Su idea era establecer una comunicación más fluida, que permitiera el trabajo en equipo, lo que pronto empezó a marcar la diferencia que existía entre otras empresas y sus comunidades aledañas.

FUENTE: Tomado de Historias que nos inspiran , del reporte Anual de FTP 2015, 2016, y 2017 edición 1. «Transfromando la Filantropia» Inversiones Sociales, Estratégicas,Participativas y Colaborativas. Artículos & Textos: Carolina Gómez & Mariana Castro.

Si desea saber más DESCARGA EL PDF

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mini Cart 0

Tu carrito está vacío.